Cómo llevar el labial rojo sin morir en el intento

Cómo llevar el labial rojo sin morir en el intento

Actualmente, el labial rojo es parte de mi marca personal, pero no siempre fue así. ¿Quieres saber cómo perdí el miedo y cuál tonalidad de rojo te queda mejor? Sigue leyendo.

Los tips

  1. Primero, debes procurar que tu tono de piel armonice con el tono de rojo que hayas escogido.

La tonalidad de piel fría -> Utiliza: labial rojo con base azul. Ejemplo: rojo vino ¿Cómo saber si tienes la tonalidad de piel fría? Tienes las venas azules. Te queda mejor la joyería de plata y el color blanco puro.

La tonalidad de piel cálida -> Utiliza: labial rojo con base amarilla. Ejemplo: rojo naranja ¿Cómo saber si tienes la tonalidad de piel cálida? Tienes las venas verdes. Te queda mejor la joyería de oro y color crema.
 

  1. Cuando compres tu labial rojo, pruébalo directamente sobre tus labios. Muchas mujeres lo prueban en su mano cuando, en realidad, allí el tono de la piel es diferente al del rostro. Si testeas el lápiz labial en tus labios, tendrás una noción real de cómo te verás con éste.
     
  2. Prepara tus labios antes de usar un labial rojo. Es importante que los exfolies y los hidrates antes de aplicar el labial. Estos dos pasos harán que el color dure más tiempo y se quede de forma más suave en los labios.
     
  3. Usa un delineador de labios en el mismo tono (o un muy similar) al de tu labial. Esto permite que establezcas los límites de tu labio, al mismo tiempo que ayuda a que el color se quede por más tiempo.
     
  4. Limpia los errores, y/o perfecciona las orillas de los labios con un poco de corrector y una brocha. Cuando un labial rojo se corre o se embarra en la piel es difícil de quitar.
     
  5. Date el tiempo necesario para acostumbrarte al color rojo en tus labios. Si no sueles utilizar labial ¡Hazlo de a poco! Comienza usando una tonalidad baja de rouge y, lentamente, aumenta su intensidad.
     
  6. Recuerda no sobrecargar demasiado el maquillaje de ojos y las mejillas. El protagonista es el labial rojo.

Evita

  • No apliques labial rojo si tus labios están partidos. El color se va a ver raro y seguro los pellejitos de los labios se van a notar más. Eso es algo que nunca queremos que los demás vean.
  • Si quieres que el color dure mucho tiempo, NO apliques el labial directamente. Usa una brocha para labial, esta te da el control necesario sobre la aplicación y la intensidad del color.
  •  Nunca olvides checar tus dientes antes de salir de casa. No hay nada más vergonzoso que andar por la vida con un diente lleno de labial rojo.

Espero que les haya gustado este post. Nos vemos en el siguiente.

Alessandra.


Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *